Una pequeña presentación

Los Mínimos y Máximos de Félix Esteves es una casa, un hogar, construido con amor, esfuerzo, dedicación y hasta con aburrimiento. Tiene muchas puertas donde todos pueden entrar. Tiene muchas habitaciones, donde de seguro en algunas podrás sentirte cómodo, y en otras, tal vez contrariado y hasta… por qué no… molesto. Sin embargo su propósito no es agradar ni molestar, no es ganar amigos ni enemigos… de todas maneras ambos son bienvenidos; su fin es mostrar y demostrar lo variopinto de una mirada, la pluralidad de una cosmogonía a través de mi “micromundo”, de lo exterior visto y sentido desde mi interioridad… es un grito contra la discriminación, es un arrullo de amor a la diversidad, es mi tarjeta de presentación como ser humano, como hombre, como gay y miembro de la comunidad LGBT... tal vez es algo más… no lo sé… aún lo estoy averiguando.

Félix Esteves

Amigos de Los Mínimos y Máximos

martes, 14 de diciembre de 2010

BAREBACKING O MONTAR A PELO: Una práctica que no beneficia a nadie.

Barebacking o Bareback es un término que se originó en la colectividad gay para referir actos sexuales sin protección, especialmente sexo anal. No obstante, el uso del término se ha expandido y ha terminado por incluir cualquier tipo de acto sexual con penetración en la que no se use preservativo o el condón. Los practicantes del bareback sienten atracción y una gran excitación en practicar sexo sin protección. Este término proviene del ámbito ecuestre y significa montar el caballo sin silla, es decir al pelo, que corresponde a la traducción en español “Montar al Pelo”. El vocablo en francés es “No kapote”.

Como se dijo antes éste es una locución del ambiente gay, pero cada vez hay más heterosexuales que practican el sexo sin condón, pensando que por ser simples “heterosexuales” están exentos de sufrir la infección y contagio de VIH. Quizás su ignorancia o estúpida candidez no los deja ver o saber que cada vez son más los heterosexuales que padecen de VIH y que además corren el riego de contagiarse de otras enfermedades como la sífilis, causada por Treponema pallidum; la gonorrea, por Neisseria gonorrhoeae; el chancroide, por Haemophilus ducreyi; el linfogranuloma venéreo, por Chlamydia trachomatis, y el granuloma inguinal, por Calymmatobacterium granulomatis; el Virus de Papiloma Humano y de otras enfermedades que aunque no son consideradas en el grupo de venéreas, también se transmiten sexualmente: el herpes genital, la tricomoniasis producida por Trichomona vaginalis, la hepatitis, el molluscum contagiosum entre otras.

Aunque todo esto parezca una locura, cada vez existen más personas que practican el Barebacking, simplemente porque quieren contagiarse del SIDA. Esta modalidad sexual se está extendiendo por todo el mundo y como dije antes tantos los homosexuales, bisexuales y heterosexuales están tomando el peligro de contagiarse, estas personas lo hacen por el placer del riesgo, por esto a esta parafilia se le ha llamado Ruleta Rusa Sexual.

Los agentes y funcionarios de la salud como el gremio científico conocen esta realidad desde hace mucho tiempo, en el 2002 se realizo un estudio dirigido por el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos de Norteamérica, donde las investigaciones arrojaron que uno de cada diez hombres dijo haber llevado a la práctica el Barebacking, esta encuesta se realizó en San Francisco donde se sometieron a estudios 554 hombres homosexuales y bisexuales.

Después de ocho años de aquella investigación la modalidad o parafilia del Barebacking parece tener más adictos, y si bien la comunidad médica, científica y sanitaria de todo el mundo esta avocada a la búsqueda de un tratamiento y cura definitiva del Sida, y que los organismos pertinentes lanzan campañas para concientizar a la población a utilizar el preservativo o condón, el VIH se propaga con gran rapidez por todo el mundo sin salvedad de la orientación sexual.

Existe en cada uno de nosotros la responsabilidad de tomar conciencia con respecto a esta situación, debemos saber que esta práctica no beneficia a nadie, y que es tan peligrosa para aquellos que no están infectados, como a los seropositivos que corren el riesgo de contraer “supercadenas” del virus resistente a los medicamentos.

Por Félix Esteves

2 comentarios:

  1. En realidad es "montar A pelo", no "montar al pelo". Montar al pelo en algunas regiones hispanohablantes, significa montar perfectamente. La frase correcta para hablar de montar sin silla, es montar A pelo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Creo que olvidas que si beneficia a alguien...a los directores y/o dueños de estudios de peliculas porno gay...a ellos les sirve mucho que eso se popularice ya que lo pueden promocionar y ganan plata.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...